*

Glamorama
Julia Vial entregó un importante y sensible testimonio en el matinal Hola Chile. IMAGEN TOMADA DE PANTALLA / LA RED

Comparte

Revisa También

El sensible testimonio de Julia Vial

Autor: Andrés Cantuarias / 17 mayo, 2017

Esta semana partió el nuevo matinal Hola Chile, que absorbió los rostros y contenidos de Mujeres Primero, el cual salió de pantalla tras seis años.

La nueva apuesta de las mañanas de La Red parte a las 7 AM y llega hasta pasado el mediodía, cuando comienza Intrusos.

El lunes, durante el debut del programa, la animadora Julia Vial ocupó su tribuna para entregar un importante y sensible testimonio.

Vial relató como fue el proceso de sufrir un aborto espontáneo cuando tenía tres meses de embarazo. Estas fueron sus palabras:

Julia Vial: “Llevaba mucho tiempo haciendo el tratamiento y no resultaba, y de repente resultó. Con la Juli (su hija mayor), vivía el tema de la ecografía, ese silencio, el doctor que tú nunca quieres escuchar, esa agarrá de mano. Entonces, con Polo (su marido, el periodista Leopoldo Muñoz) estábamos súper entusiasmados porque este tratamiento diera resultado por fin. Súper callados, porque te dicen que los primeros tres meses no lo puedes contar.

“Cuando nos hicimos la ecografía a los primeros tres meses, el doctor me dice ‘la guagua viene chiquitita, pero no hay nada de qué preocuparse, porque mi hijo también venía súper chico, pero después se va adecuando. Así es que tranquilos. Late perfecto, así es que todo bien. Igual te quiero ver la próxima semana’.

“Ecografía la próxima semana: ‘Los latidos están un poco débiles, no ha crecido tanto como yo esperaba, te quiero ver la próxima semana’. Ahí empezó un proceso re complejo de semana a semana ver cómo esta vida se iba apagando de a poco. Hasta que ya me di cuenta que el destino era inevitable, en el fondo, que iba a fallecer.

“En una de estas ecografías semanales el doctor me dice ‘ya no late’. Escriben en el informe ‘aborto espontáneo’. Fue como tanto que la habíamos peleado, tanto que la habíamos luchado. Me había hinchado, me habían puesto una cantidad de hormonas impresionante. Hace tiempo que no era yo, producto de estas hormonas, estas inyecciones, todo.

“Para Polo fue súper fuerte, yo creo. Fue terrible porque estaba esperanzado. Como no sabía qué era, le decía ‘mí saquito’ y le hablaba. Yo creo que la Juli igual se dio cuenta y se resintió mucho por todo el proceso. Uno saca fuerzas no sé de a dónde, pero uno las tiene. Era el segundo embarazo que vivía con complicaciones, con esto de que no sabemos si viene bien o viene mal. Con estos silencios, con estas probabilidades.

“Yo decía ‘¿por qué a mí?’, y de repente decía ‘¿por qué a mí no?’. Qué me hace tan especial que a mí no me pueda pasar. Ahí entendí que tenía que vivir el proceso con mi marido, con mi hija, acompañándolos. Le agradezco a esa guagua que vivió tres meses y algo y que después nos dejó un vacío tremendo, pero me dio la confianza y la certeza de que iba a venir otro hijo”.

Comparte

Relacionados

Ir a noticias anteriores

70 queries in 0,683